Páginas vistas en total

Música ambiente


MusicPlaylistView Profile
Create a playlist at MixPod.com

miércoles, 14 de diciembre de 2011

Nada más...


Se rompieron mis alas al volar, será por tu amor, porque ya no existe creencia alguna a desafiar las leyes de lo racional, pasar los límites de la locura, completar mi lista de momentos soñados y vividos.

Miro en mi corazón y sólo encuentro recuerdos de ti, nada del presente. Presencio como mi vida pasa y tu no estás aquí, que mi voz se ha quebrado, que no me queda nada más que el olor de tu perfume en las cartas que me enviaste; sólo eso, nada más.

Busco en las fotos que salgo sonriendo la alegría, pero encuentro recuerdos añejos de un pasado pisado. Busco entre tus fotos mi alegría, pero tu rostro se ha borrado, haciéndome olvidar así la felicidad que reflejaban tus ojos a mi alma.

Nada queda entre nosotros, solamente una dolorosa amistad que me mata poco a poco, que sonroja nuestras vidas porque tuve el valor de decirte lo mucho que te amaba y te sigo amando.

Y dentro de poco no quedará nada... nada más...



martes, 29 de noviembre de 2011

Nadie sabe lo que sientes, realmente es una pena, la verdad que la gente siempre suele actuar de una misma forma, no crees?
Hablemos de porcentajes. Un 95% de la gente ha leido tu estado y piensa que es una exageración de un dilema que ni siquiera sabes de qué coño va. Lo que no ve la gente es que cada uno tiene su forma de sentir o de sufrir sus problemas, yo por ejemplo, he querido llorar muchas veces y solo lo he hecho un par. ¿Cómo lloro? No es posible. La gente cree que tu problema es una mierda comparado con el suyo, sin embargo esas mismas hipócritas no se dan cuenta de que también la regla les afecta a ellos, hablan porque ven un problema que han superado o que ni siquiera han tenido, yo pregunto a los que lo hayan superado; ¿Qué narices os pasa? A vosotros os costó superarlo, nadie tiene que ir de duritos ni de machotes, no crees? El amor es un ablandapersonas. Aun asi existe un 4,5% que se siente identificado con el estado que has escrito. Una verdadera gilipollez comparado a lo que se puede sentir. Un ejemplo, a tu vecino se le muere el perro y esa era su mayor ilusion, su perro, para ti es una gilipollez tal vez, pero mas gilipollez es hablar del asunto sin saber que ese perro se lo regalo su abuelo que hace 2 años murió y aún seguía con el dolor. Es una verdadera jodienda que la gente lameculos le siga el rollo a la gente capulla que sin saber de que va el tema también te critica. Ahora ya solo queda el 0.5% Esta es la gente especial, la gente que al leer tu estado te ha compadecido y ha sentido realmente que lo estás pasando mal. Méteme en el bote del 0,5% ya que, sin tener ni puta idea de lo mal que lo estás pasando, te compadezco y te animo a seguir a delante. Apuesto lo que quieras a que un 95% No ha leído nada y un 5% ha leído por lo menos, la mitad. Anímate, nadie sabe como te sientes pero tienes a gente que te apoya.

sábado, 20 de agosto de 2011

Guión: EL MUNDO DE JORGE

EL MUNDO DE JORGE

GUIÓN: Fco. Javier Cruz.

Cortometraje

(Plano de Jorge de espaldas a la cámara en una conferencia; se escucha al presentador presentándole)

Voz en off: Me llamo Jorge.
(Jorge entra tras su presentación a cámara lenta)
Éste es el principio.
El principio del fin de mi proyecto.
(Da la mano al presentador)
Mi proyecto a gran escala.
(Ordena los papeles)

Jorge: (Coloca el micrófono, se dirige al público)
Quiero decir (Carraspeo de voz)
Que éste no es el comienzo del mundo,
No es otra vez la misma historia,
Es algo más que eso.

(Termina la escena. Aparece un colegio, dos niños caminan cuesta abajo hacia sus respectivas casas)

Voz en off: Y aquí estoy yo de pequeño.
Con mi mochila negra y dirigiéndome hasta mi casa.
Era una época tranquila pero dentro de poco, las cosas
Cambiarían.

Jorge: Hasta mañana.

Amigo de Jorge: Hasta mañana, tío.

(Se ve un plano desde dentro de la casa de Jorge, se le ve entrar y dejar la mochila en la silla, mientras, se escuchan los gritos de sus padres discutiendo)

Padre de Jorge: ¿No te das cuenta de lo que
Nos estás haciendo pasar?
¡Estamos en la ruina!
¡Nos van a echar de la casa!

Madre de Jorge: (Llorando a más no poder) Lo sé...

(Mientras discuten, primer plano del niño)

Voz en off: Teníamos que desalojar la casa
En menos de una semana.
Eso significaba dejar atrás mi pueblo,
Mis amigos... Nada de mi agrado,
Y para colmo, el año siguiente empezaba la ESO.

(Ahora, el plano se funde con la cara de un Jorge más adulto. Se sitúa en una fiesta dentro de una casa. Ahora tiene 19 años y está rodeado de todo tipo de tribus urbanas: Desde Otakus, Emos, Góticos... Hasta Indies, Punks y Skaters)

Voz en off: Ahora ya sabía, era consciente,
De lo que tenía a mí alrededor. Todos me querían,
Alguno que otro me despreciaba pero aún así,
Yo quería a todos por igual.

(Jorge habla con los Otakus)

Jorge: Entonces, cuando recibí la noticia me di cuenta de que
Me tenía que espabilar.

Otaku 1: ¿Y no dejaron más margen para que pudieras guardar
Todo tu inmueble?

Jorge: El cabrón del abogado estaba de vacaciones y
No realizó ningún aviso. Su secretaria
Lo hizo una semana antes.

Otaku 2: ¡Qué putada!

(Se levanta Jorge del sofá mientras los Otakus hablan entre ellos.
Se le acerca un Punk con un cigarro en los labios. Se lo apoya entre los dedos índice y corazón y se lo separa de la boca)

Punk: ¿Quieres una calada?

Jorge: No, gracias, sabes que no fumo.

(Empieza a escucharse barullo en la entrada del comedor. Ve a un Emo y un Indie peleándose. Los dos, en mitad de un corro, se arrean puñetazos entre gritos de ¡Pelea! Jorge corre a separarlos)

Jorge: (Separándolos) ¡Eh, eh, eh!

Emo: ¡Deja que le calle la boca a ese mierda!

Jorge: ¡Así no! ¿Qué creéis que estáis haciendo?

Indie: ¿Nos peleábamos, no lo ves? Está claro que a ese
Bicho raro le importa mucho lo que digan de él.

Emo: ¡Cállate gilipollas!

Jorge: ¡Callad!

Emo: ¡Cierra la puta boca (aparta la mano de Jorge
Crees que puedes cambiar éste mundo tu solo
Y no te das cuenta de que el mundo acabará
Cambiándonos a nosotros!

Jorge: ¡Eso no es verdad! (Suspira y se tranquiliza. Se dirige
A todos) No puedo salvar un mundo que está enredado
En sus propios problemas. Me conformo con arreglar mí
Mundo, mi alrededor; ahí entráis vosotros. Si cada uno se
Preocupase por su propio mundo y no por el de los demás,
Viviríamos más tranquilos. (Gira la cabeza hacia el Emo)
¿Y eso de que el mundo nos cambia a nosotros?
¿De dónde lo has sacado? (Vuelve a dirigirse a la multitud)
¿Vosotros veis eso? (El Emo se queda tan callado como
La multitud) Somos iguales en corazón, pero nos
Diferenciamos en los rasgos tanto personales como
Faciales. Somos la rebeldía en la ciudad, el bicho raro
De la sociedad y estamos orgullosos de ello.
Nadie nos manipula porque somos los únicos realmente
Únicos.

(La gente empieza a murmurar. Jorge coge su abrigo mientras los Otakus le siguen preguntándole el por qué de su marcha. Callado se va, mientras surge todo esto, la voz en off habla)

Voz en off: Y de esta manera, me di cuenta de lo que mi corazón
Me pedía: Ayudar a todo el que me lo pidiese y al que
No. Cambiar mi mundo a mejor.

(Fundido en negro. Las oficinas del trabajo de un Jorge treinta-añero es el escenario de ahora. Ya está casado, está esperando un hijo de su esposa Flor)

Jorge: (Hablando por teléfono) Tranquila, en serio Flor. Deberías
Descansar. De nada sirve tomar la baja por embarazo si no
Descansas. No sé su reacción, todavía no ha llegado.
Que sea nuestro jefe no significa Arturo sea el diablo.

Voz en off: 11 años han pasado. Estoy casado y esperando a un
Hijo. No está mal mi vida, tengo trabajo, una esposa
Y, en el futuro, una familia.

Jorge: En el fondo no es mala gente. (Riéndose) No tan al fondo.
Todavía no sabes lo que opina. (Llega el jefe) Ya ha
Llegado, te tengo que colgar. Chao, te adoro. (Sonríe)
Descansad los dos.

(Jorge mira de reojo al jefe y ve como se mete en su oficina.)

Voz en off: Se metió en su oficina, ni me miró, estaba tan sorprendido
Que me quedé sin palabras.

(Se acerca la secretaria de Arturo.)

Secretaria: Es “Artie”, quiere verle en su despacho.

Voz en off: A Arturo, mi jefe, ¿le llamaba “Artie”?
¡Santo Dios! Pero en ese momento, esa
Era la menor de mis preocupaciones

(Jorge se dirige a la oficina del jefe)

Jorge: ¿Me llamaba? (Simpatizando)

Arturo: Cierre la puerta y coja asiento.

(Jorge obedece)

Arturo: Recibí la baja por embarazo. Lo primero, le doy la enhorabuena…

Jorge: (Interrumpiendo) Gracias (Tímidamente)

Arturo: Y lo segundo es que no me las de.

Jorge: Insisto.

Arturo: No puedo aceptarle la baja.

(Jorge frunce el ceño extrañado.)

Arturo: (Suspira y continúa) Debo informar de que un soplón me dio la noticia
El pasado viernes y como entenderá no puedo mantener a un empleado que no
Va a trabajar.

Jorge: ¿Quiere decir que la va a despedir?

Arturo: Hoy oficialmente lo está. No le informaron cuando fue a pedir la baja ya que lo hizo
Ayer domingo pero yo tramité su despido el viernes.

Jorge: ¿Por qué no me avisó el mismo día?

Arturo: Porque me avisaron cuando tú terminaste tu horario.

(Jorge empieza a sentir impotencia y tristeza. Rompe a llorar.)

Jorge: ¡No puede hacerme esto!

Arturo: Lo siento mucho. Aquí tiene el finiquito y la carta de despido. Puede marcharse.

(Jorge se queda un momento parado, se seca las lágrimas, su respiración es arrítmica, consigue contenerse y sale afuera. Se mete en su cabina, arremete con todo. Finalmente sale de su cabina y se desmaya.)

(Jorge se despierta en su cama. A su lado se encuentra Flor.)

Flor: (Preocupada) ¿Cómo te encuentras?

Jorge: ¿Qué ha ocurrido?

Voz en off: (Mientras, habla en segundo plano Flor) Me contó todo lo ocurrido, o por lo menos
La parte que vieron nuestros compañeros. A mí me tocó contarle la parte más
Amarga.

Flor: (Preocupada) ¿Por qué te pusiste de ese modo…? ¿Qué te dijo Arturo?

Jorge: (También con notable preocupación) Verás, yo… Me llamó Arturo para que fuese
A su oficina. No aceptó la baja… Tramitó tu despido el pasado viernes.

Flor: (Gritando) ¿Qué?

Jorge: (La abraza) Tranquila…

Flor: ¿Cómo quieres que me tranquilice?
Jorge: Empecemos de cero…

Flor: (Empieza a desesperarse) No puede ser… No puede estar pasando… (Se echa en el
Hombro de Jorge y estalla a llorar)

Jorge: (Acariciándola) Quiero que tan sólo te preocupes de nuestro hijo, Yo traeré el dinero a
Casa.

Voz en off: Me costó consolarla pero tenía que hacerlo. El mundo se nos echó encima en
Menos de 24 horas.

(Travelling saliendo por la ventana y fundido en negro.)

(Ahora nos situamos unos años después. Jorge juega con su hijo Fran con ya 6 años)

Voz en off: (Detrás de ella se escuchan risas) Nos fue bien en cuanto a dinero y salud.
Ya iba necesitando ayudar a gente… era para lo que había nacido… es lo que
Yo sentía, era el sueño que me desvelaba cada noche.

(En la siguiente escena, Jorge sienta a su hijo en la parte trasera del coche, se monta, enciende la radio y empieza a sonar Sweet Home Alabama de los Lynyrd Skynyrd. Suena el motor y cambio de plano, se lo lleva a la montaña. Cogen una caseta y salen a pescar al lago.)

Voz en off: Trasmitirle este sueño a mi hijo aunque sólo tuviese 6 años, me hacía feliz.
Quería que éste se acordase de este momento, y no había otro momento mejor.

(Para la música)

Jorge: Hijo, te gusta verme feliz a mí y a tu madre, ¿verdad?

Fran: Mmmh… Supongo, ¿por?

Jorge: Porque si es así, no te importaría hacer feliz a los demás.

Fran: Papá, tu eres mi padre y mamá mi madre, es por eso por lo que me gusta veros así.

Jorge: (Sorprendido) Vaya, estoy sorprendido. Se nota que has crecido mucho.
Pero, espero que también me sepas contestar a lo siguiente.
¿No crees que merezca yo tanta felicidad como aquella persona de allí?

Fran: ¿Por qué piensas eso?

Jorge: Puede que no hayas crecido tanto como pensaba (Ríe). Todos tenemos derecho a ser
Felices, todos tenemos derecho a estar bien con su vida. Con esto no te quiero decir
Que hagas feliz a todo el mundo. Sino a quien esté a tu alcance. Mira. (La caña de Jorge
Empieza a moverse) ¿Crees que tienes derecho a decidir si vive este ser o no?

Fran: Si, somos más inteligentes y fuertes.

Jorge: Esperaba esa respuesta. Por eso mismo deberíamos (Saca el pez, por suerte no se ha
Tragado el anzuelo, lo lanza al agua) dejar vivir al ser que está en nuestra mano.

Fran: Pero papá, ¿No estamos hechos para sobrevivir cazando?

Jorge: Vaya, vaya, ¡Me sigues sorprendiendo! Déjame que te responda con una pregunta,
¿Tanta necesidad tenías de cazar este animal? ¿Lo querías por simple trofeo, o era para
Sobrevivir?

(Fran se queda pensativo)

Jorge: Haz feliz a quien se lo merezca o no, pero nunca haciendo mal a otro. Sólo quiero
Que cuando no esté aquí, sepa que he dejado a un buen hombre en la tierra
Que no desea mal a nadie ni a nada. ¿Me lo prometes?

Fran: Si, papá. (Sonríe)

(Varias imágenes de amigos entrando en su casa, recibiendo dinero y demás continúan la historia)

Voz en off: Y así fue, hacía feliz a quien podía, nadie se podría quejar de mí, nadie en absoluto.
Así es como gané la amistad de un directivo de una empresa. Éste me dejó dar
Comienzo una gran conferencia a otras empresas de seguros de vida.
Le gustó mi filosofía de vida. Yo, a mis 50 años, dando paso a una gran conferencia
Mundial.
(Plano de Jorge de espaldas a la cámara en una conferencia; se escucha al presentador presentándole)

Voz en off: Me llamo Jorge.
(Jorge entra tras su presentación a cámara lenta)
Éste es el principio.
El principio del fin de mi proyecto.
(Da la mano al presentador)
Mi proyecto a gran escala.
(Ordena los papeles)

Jorge: (Coloca el micrófono, se dirige al público) Quiero decir (Carraspeo de voz)
Que éste no es el comienzo del mundo, no es otra vez la misma historia,
Es algo más que eso. Es un mundo cambiado a mejor, donde el progreso
No es sinónimo de tortura, dónde la gente es feliz sin hacer daño a otra.
Si todo el mundo cogiese mi ejemplo, no sería sólo cambiar tu alrededor,
Sería un efecto en cadena que cambiaría el mundo a mejor. (Dobla
Los papeles y los rompe) Un mundo sin guiones, sin fronteras y sin países,
Donde no existe explotación de humanos, de animales ni de medios naturales.
Un mundo que existe en tu vida y que podría ser la de aquel de allí.
¿Pero todos somos diferentes? Si, pero no nos tenemos que poner de acuerdo.
Ser diferente es ser especial, no debe ser ningún obstáculo ni ningún problema
A ser feliz. Sé feliz haciendo feliz a los demás. Éste es mi lema. Gracias.

(Silencio. Empiezan a aplaudir poco a poco llegando hasta gritar y levantarse de los asientos.)

(En el siguiente plano, Jorge coge el coche, son las 3, vuelve a casa con un triunfo bajo el brazo,
Está feliz y desea contárselo a su hijo de ya 19 años y su mujer de 45)

Voz en off: Pronto me daría cuenta de lo que realmente llenaría el vacío en mi corazón.

(Coge la autopista hacia su casa y en ese momento le llaman al móvil, La cámara es desde el asiento del copiloto, desde dónde en primer plano se ve su móvil sonar y la cara de Jorge sonreir, todo a cámara lenta, sólo se oye el móvil sonar. Poco a poco se va iluminando el perfil izquierdo de la cara de Jorge, cuando casi alcanza el móvil, la cara de Jorge está completamente iluminada y suena la bocina de otro coche. Éste sigue sonriendo y cierra los ojos, en la dirección de su pelo se ve cómo el coche da vueltas de campana. Suena cómo finalmente el coche golpea el suelo y el techo del coche se hunde. Rápido cambio a negro y fundido a plano en la cama de su casa.)

Voz en off: 2 años en coma y me recuperé, pero ya sentía cansancio en mi cuerpo.
Abrí los ojos y vi a mi familia alrededor mío. Mi esposa e hijo como los hermanos
De Flor estaban ahí.

Fran: ¡Se ha despertado! (Gritando de alegría)

Jorge: ¿Qué ha pasado?

Flor: Tienes que descansar, mi amor. (Llorando de alegría)

Jorge: Ya he descansado demasiado, ¿no? ¿Qué día es hoy hijo?

Fran: Han pasado dos años desde tu accidente.

Jorge: ¿Dos años? Si que he dormido, (leve sonrisa)

(El cansancio de Jorge se nota en su cuerpo, no le faltaba mucho tiempo.)

Voz en off: Sabía que no me faltaba mucho tiempo. Aunque no conservaba casi memoria, me
Acordé de algo, lo que me llenaría el último hueco de mi corazón.
(Pasan días) Aunque pasaron unos días y yo ya estaba agotado, saqué
La mitad de la fuerza que mi cuerpo contenía gritando el nombre de mi hijo.

Jorge: ¡Fran, Fraaan!

(Se oyen los pasos de su hijo subir corriendo)

Fran: Dime papá. (Asustado)

Jorge: Hijo, ven aquí. No me queda mucho tiempo. (Con voz cansada) Tengo en mi libreta, en
Mi chaqueta. Llama por mí, diles que perdono todo lo que me hicieron, que en el fondo
Hacen su trabajo.

Fran: ¿A quién, papá? (Con lágrimas en los ojos)

Jorge: Los números 6 y 12. Por favor, hazlo… (Muere)

Fran: Papá, estate seguro de ello, lo haré. (Llorando)

Voz en off: En ese momento, velaba por él.

(Se ve cómo coge la agenda y en los números dichos estaban escritos respectivamente los nombres de Arturo y Abogado.)

Voz en off: Soy su ángel de la guarda.

(Fran coge el teléfono y habla con Arturo)

Fran: (Detrás de la voz en off) ¿Arturo? Soy el hijo de su antiguo empleado Jorge Santillana.
Si, quería decirle de su parte que perdonamos lo que hizo a mi madre. Si, si, lo tendré en
Cuenta.

Voz en off: Cumplió cada una de las cosas que dije y, puedo estar seguro de que he dejado un
Buen hombre en la tierra. Mi hijo seguirá mi legado, seguirá la cadena porque yo
Conseguí cambiar mi mundo. El mundo de Jorge.

(Fin de la película y títulos de crédito)

miércoles, 3 de agosto de 2011

Historia de amor

Como pájaro me cuelo en tu cabeza
buscando recuerdos como depredador para hacerlos presa
andando con sigilo sin darte cuenta
me adentro en las marismas de tus ojos menta
y aparezco casualmente en tus labios
para mencionarme en tus presagios.
Finalmente desaparezco
donde la muerte por pecado merezco
y en tus senos que ofrecen descanso perezco
así saliendo cuando más te apetezco.

Niña de mi mente,
sal a la luz permanente
bésame eternamente
y no pares hasta dejarme inerte.

Estando a tu lado
el tiempo se queda parado
sólo tú y tu pelo rizado
hacen de aquel momento el más preciado.

Tus ojos petrificantes
hacen que cada vez te quiera más que antes
haciéndome volar hasta tus caderas
flotando así tu y yo sobre cualquier ladera
reviviendo el pasado
cuando saboreo tu pintalabios rosado,
viajando hacia el sol tostado
navegando en nuestro mal calmado
y susurrándote al oído que de tí
estoy enamorado.

Porque sobre cualquier tornado, huracán,
tormenta o algún patán.
Sobre cualquier pero
te quiero, te amo, te espero.
Sobre cualquier raza, país, imperio, continente;
yo vuelo ligero tan sólo por ser primero en verte,
mirarte, abrazarte, besarte constante.

Sobre cualquier sentimiento;
mátenme si miento,me quitas aliento,
envenenas mi vida
y lo siento si no hay nadie quien lo impida,
por mucho que seas resistida
a acogerte en mi recorrido,
me quitas el sentido
ya que si tu vives, yo vivo
y si no existes, mi vida tampoco
y es que estoy loco, loco, loco...

Fco. Javier Cruz.

jueves, 9 de junio de 2011

Entre la espada y la pared...

Nunca sentiste como tu alrededor se derrumba... como si el cielo se resquebrajara con un trueno y pedazos de él cayesen mojándote...
Nunca sentiste cómo te mojabas cuando pedacitos de ti caen de tus ojos resquebrajándote en un grito...
Siempre dicen que no hay un por qué de todo... yo digo que no, no lo hay, hasta que se lo encuentras, hasta que encuentras ese destello que te guiará al saber...
Pero mientras, tu mundo de ilusiones, cuando eras pequeño, tan sólo un 'mocoso' de 5 añitos, de ser un astronauta en tu futuro, ser alguien reconocido y que te recordasen y, más tarde en las escuelas se tengan que aprender tu biografía...
Pero los tiempos cambian, ahora soy un adolescente de 14 años contándoos en una entrada de blog mi historia.
Compartiendo mis malas pasadas y mis no tan malos momentos...
Teniendo, como todos vosotros, que soportar penas... y lo peor, vale la pena levantarse para volver a caer... aunque para mi ahora carezca de importancia.

Estoy entre el bien y el mal, entre el cielo y la tierra, entre el océano y el mar o sencillamente... entre la espada y la pared.

Apartado de este mundo me doy cuenta de que la sociedad de hoy en día no es razonable...
¿Nosotros somos los llamados seres racionales? Claro que si, 'La ración mas grande para el poderoso y la pequeña para el pobre' sin existir equilibrio, y es por eso y por más cosas por lo que me confieso de mi mayor pecado... ser un humano.

Por esto y por muchas otras cosas estoy así de sentimental, pero conservo mi dignidad y realismo, somos esclavos de nuestro futuro cuando en 3ero de secundaria tenemos que elegirlo...

Soy un esclavo de mis verdades y, soy un esclavo de mis malos actos, pero amigos, repito, soy un humano y gracias a ello ya me pueden perdonar cualquier error.
Errar es de humanos, ¿no?


Fco. Javier Cruz.

martes, 10 de mayo de 2011

¡Suspira!

Suspiro de un momento, residuo del ayer
problema para el hoy es no saber que hacer.
Sufrimiento en pretérito, sufrirlo no tiene mérito,
sólo el cambiar las cosas para que te de aliento.

Es el motivo por que escribo, por el que revivo,
tendido, en medio de un mar, rodeado, parado
sin poder pensar, pescado por el azar,
me encuentro en la cima, por encima de políticos que timan,
coaccionan y privan, matan, ahogan y quitan
hogares y placer de inocentes que gritan
por no tener que merecerlo.

Quien siente el suspiro de un pueblo, el giro, el tiro
entrando por mis entrañas, destrozando telas de araña,
padeciendo patrañas que se atragantan, que nos apartan,
racismo y política es lo mismo.
Nos hacen pensar que es el derecho, pero van derechos arrancárnoslo del pecho.

Envío un voto roto, corto el fantaseo, deseo, que no existan castas, basta, todos iguales y ganamos, seremos pares y a este gobierno de mentira y dolor le digo ¡hasta nunca hablando por el pueblo que suspira!

By: Fco. Javier Cruz.



lunes, 25 de abril de 2011


Estaciones congeladas, en ellas me paro a observar
si toda una vida por detrás ha valido la pena...
Ves que no hay razones para vivir, pero cuando miras
en esas pequeñas grandes cosas; tu familia, tus amigos...
Es por lo que realmente hay que vivir.
Tómate un respiro, respira el aire, saboréalo, encuentrale sabor y olor al agua, siéntete libre y no seas esclavo de nadie, porque cuando lo somos,
vivimos para el trabajo, pero no para vivir, y vivir ya es trabajo.
Haz de la vida un sueño que si por perseguirlo te cuesta toda una vida,
al final del camino lo cumplirás.
Porque ser un humano significa cometer errores, tropezarse con cada piedra, poner la mano en el fuego por tu mejor amigo y quemarte, decepciones continuas e ilusiones rotas.
Y sé que aún no sé nada de la vida, pero lo poco que llevo de este largo camino he aprendido esto
y todavía me queda un largo y borroso camino por delante. Porque nadie conoce su futuro...
Porque nadie lucha por el suyo.
Porque cuando ves que has llegado al final es sólo el principio y nada mas ni nada menos,
Porque el principio no siempre es el comienzo, si no el final...Y aunque suene monótono es así, porque el por qué de la vida sólo se puede justificar con otro y tan sólo el buscar el por qué de todo esto, ya s excusa para vivir...
Y es que no hay nada tan malo como la vida, pero tampoco nada tan bueno como aprender de ella y vivirla...
Y sólo hemos llegado al final de este comienzo de nuestra gran historia


Fco. Javier Cruz.

domingo, 24 de abril de 2011

Después de aqueste largo camino
Aversión a rendirme encuentro
No habrá quien me pare
Inútil sería el esfuerzo
E imbécil sería el rendimiento
Loco me llamaréis por haber puesto
A toda mi vida en peligro.

Pero soy así, testarudo,
Irradias un brillo
Más hermoso que el oro
Elementalmente me siento débil frente a él
Nadie se escaparía de hacer el camino o
Trazado si sabe lo que le espera
En el otro
Lado.

Hoy me di cuenta que,
Irreparablemente existes en mis versos
Daniela Pimentel Hidalgo.
A cada estrofa por ti rindo homenaje
Los versos en mi corazón hacen mella
Giran por mi cabeza
Orbitando hasta el final del camino.

(L.

Fco. Javier Cruz.

Impaciente




Impaciente por verte,
Tras lluvia y granizo,
Paisajes color rubio cobrizo
Cruzaré por lugares extraños
Exoticos, de mala muerte,
Tan solo por encontrar
Al amor que mas quiero
Que si ahora no te tengo
Me muero...

D(L.


Fco. Javier Cruz.

martes, 12 de abril de 2011

Estela de oro
aquella noche
bañada en plata
quiero ser broche
en tus labios escarlata.

Piensa en todo
No creas en nada
Aprende siempre
de cada errada.

Estela de oro
aquella noche
bañada en plata,
quiero ser broche
en tus labios escarlata

sábado, 26 de marzo de 2011

Desesperado


Ese sentimiento de quererte,
no tenerte,
verte,
no poder amarte,
acariciarte,
desesperarme por escucharte,
que el silencio se rompa por mi palpitante
corazón agitante.

Ese sentimiento de no poder tenerlo,
que un día me quisiste y sin comerlo ni beberlo
ya no...
de estar insano,
apagado
porque un día me tuviste encerrado
en ti.

Que por ti viví
sentido no encuentro a estar así
pero aún así lo estoy
y aunque no lo creas voy
a llorar apartado
en un lugar asolado,
escuchando el sonido de mi palpitante y agitado corazón
en un lugar donde reina
el silencio de mi pena.

by: Fco. Javier Cruz

martes, 15 de marzo de 2011

Por la gente fallecida en Japón


No hay raza
No hay banderas...
Sólo manos compañeras.
Corazones que atraviesan fronteras.
Naturaleza que se sacrifica,
No nos destruyas con tu ira.
Solamente espero una cosa,
Que esto sirva de escarmiento
Hay que vivir el momento
¡Tenemos que tratarnos como hermanos!
Tristeza y soledad
Redención y desesperación.
Padres sin hijos,
Hijos sin padres,
Hermanos sin alguien que los iguale,
Humano traicionero llorando constante,
Estrella sin brillo danos amante,
Gente con precio,
aprecia a la gente,
Comida escasa,
Radiación inminente,
Todo tan rápido,
Sin tiempo de reflexión,
No hay margen de error
Y cuando todo lo has perdido, ya no hay religión.

Cuando hay una única salida, es la muerte.
Pero cuando prefieres tomar el camino difícil te levantas y empiezas de nuevo.
Porque nunca sale nada bien.
Y un comienzo es lo que todos necesitamos.
¿Y tú? ¿Lo querrías?Fco. Javier Cruz

miércoles, 9 de marzo de 2011

Cap. 5 Epílogo

-La locura lleva a la genialidad. Gente traumatizada, actúa a la defensiva.
-Esta tarde Martín me espera en el parque...-Dijo Damian cambiando de tema.-La primera le pillé desprevenido.
-Estás evitando mis preguntas, eso se sale del protocolo. Yo soy quien lleva la conversación y quien hace las preguntas.
-¿Seguro que no quiere seguir hablando de mi tema?
-Me interesa. Pero no es a lo que hemos venid...
-A las 6 y media me dijo. Quería que fuese solo.
-¡DAMIAN, YA!
-¡YA NO! ¡ESTOY HARTO DE USTED Y DE SU TERAPIA, DE QUE ME TOME POR EL PITO DE UN SERENO Y DE SUS ESTUDIOS DE LOQUERA!
-¡Toda la información que te dé Martín después me importa, pero ahora no ayuda!
-¡¡Tampoco ayudará nada si la información que me da Martín es a golpe limpio!!-Dijo llorando.
-No debes tener miedo. Su cobardía se redimió con los golpes que le diste.-La tenue luz que pasaba por aquellas ventanas, hacían en la habitación, entorno de relax e invitaban a todos sus habitantes pensar con claridad, pero la tensión que Damian transmitía se podía cortar con un cuchillo.
La mañana siguiente, fue una cualquiera de un sábado que prometía. La puerta cerrada del cuarto de Damian no ensordecía los gritos que sus padrastros pegaban escaleras abajo. Damian estaba tranquilo, por algún extraño motivo lo estaba.

Estaba en el empolvado espejo que decoraba el aparador caoba que enfrentaba su cama. Planeaba algo para aquella tarde. Botes de pintura utilizaba. Oscuros y vivos colores tintaban el agua de un vaso.
A la 1 se paró a escuchar lo que sus padres decían.-Tu hijo estaba pasando malos momentos y tú, su padre, ¿dónde estabas para ayudarlo? Me das asco.


En la comida, sólo se escuchaba el sonido de los cubiertos en los platos. Damian seguía tranquilo pese saber que faltaban 3 horas para las 6.
La tristeza que a la familia Stevenson inundaba no había quien la remediase.
Faltando 1 hora, Damian salió a hurtadillas de la cocina, aunque por mucho ruido que hiciese, sus padrastros, Stella y Kurt, no se alertarían pues estaban pensativos y distraídos.
A las 6, Damian escapó nervioso de su casa, sabía que era un momento importante. El parque era mas bien un descampado con pocos columpios y toboganes, realmente era solitario.

'
Pasaron las horas y solamente el alma de Damian quedaba allí, y, que él supiera, sólo sabía que estaba en aquel lugar, su psicóloga, Rachel.

Mucho más tarde. el parque se llenó de espectación. La única noticia que llegaba de Damian era un pañuelo "ensangrentado" en el que, analizando, eran mezclas de pintura. Damian había planeado su escape desde un principio y, como Rachel dijo: La locura lleva a la genialidad.
¿O simplemente era signos de cobardía?
Isobel se conmocionó al recibir la noticia de la desaparición.
Martín desapareció al cabo de la semana. Días después encontraron su cuerpo destrozado en las vías del tren.


FIN

lunes, 7 de marzo de 2011

Cap. 4

-¿Qué narices quieres, pollito?
-¡No vuelvas a tocar a Isobel!
-Sigue así y terminarás como tu novia.
-¡Que te jodan!-En este instante, Martín me lanzó la piedra. Gracias a si mala puntería, sólo me hizo un rasguño en la camiseta. Bajo aquella tarde nublada, en la media hora de recreo, yo, Damian Stevenson, me abalancé sobre Martín.
Mientras llenaba mis manos de la sangre de un inútil de la talla de Martín, escuchaba los gritos desgarradores de Isobel que decían "¡Parad!". Momentos después, sus gritos se enmudecieron tras los eufóricos alumnos del instituto que gritaban "¡Pelea!"
"Acabé con mi ira... me cegué de ella... Oscuridad me invade..."
Me desperté en el patio, la directora me ayudó a ponerme en pié.
Mandó a Martín a su casa y, a mí, me vendaron la cabeza. Alguien me golpeó en la cabeza con la piedra.
Pasaron varios días en los que Isobel no venía a mi casa y los abusos ya escaseaban. Un día, en el segundo recreo me acerqué a ella.-Is...
-No me hables en la vida.
-Hice lo que tenía que hacer.
-Ah, ¿si? Para tu información, gracias a ti ya no tengo vida social.
-¡Lo hice porque te quiero!-Isobel me miró fijamente con desprecio.-Estás mal de la
cabeza, ¿verdad? Nunca voy a estar contigo, mocoso. Todo lo que pensabas que hacía por amor, lo hacía por dinero. Si alguna vez te apoyé, era para que te centrases en tus estudios, imbécil.-El tiempo se paró, mi corazón se encogió lentamente.-Eres la peor persona que se le puede echar a uno en cara.-Contesté.-Ojalá hubiese dejado que Martín te golpeara con esa piedra.
La soledad desde aquel momento me inundó... no podía centrarme en nada. Mi falsa familia se preocupaba por Isobel más que por mi y el odio que por dentro sentía, lo pagaba con mi madrastra y amigos. Y aquí me tienes loquera, contándote mi vida.
-No me vuelvas a llamar loquera, Damian, soy psicóloga, trabjo con personas como tú, con traumas, no con locos.
-¿Qué diferencia hay?

domingo, 6 de marzo de 2011

Cap. 3

Al día siguiente me disponía a irme al instituto. La pesadilla acababa de empezar literalmente. Era Lunes y ya me dirigía a la puerta del infierno y, cómo no, en la puerta me esperaban los correspondientes demonios.La sonrisa maliciosa de Martín, el cabecilla, ya me ponía nervioso. Era rubio, ojos ámbar... y gilipollas de narices; vamos, un partidazo. Sabía que el día iba empezar con la motivación de Isobel, que también me esperaba.-Hey tú, friqui.-Pasé de Martín y su panda de cobardes.-Mirad chicos, se nos pone duro el chulito éste. A mi no me chuleas, ¿eh?
-No caeré tan bajo p-p-para ponerme a tu altura cobarde...-Dije tartamudeando de miedo. Entonces me empujó cuando sentí la zancadilla de Luís, otro de sus cobardes secuaces. Me cogió de la camiseta.-No vuelvas contestarme así p-p-pollito.-En ese instante vi bajar rápidamente el puño a la vez que vi a Isobel atraparle el brazo, entonces sonó la alarma y salieron corriendo como ratas.
Isobel me ayudó a incorporarme.-Has hecho bien, en contestarle así. A ver si un día de estos se le bajan los humos...- Sus palabras me reconfortaron.
Después de clases, en el recreo, espié una conversación con Martín.-Ya veo como miras al pollito.-Dijo Martín-Te aseguro que no hay nada entre nosotros dos, tu sabes que sólo pienso en ti.-A Isobel se le saltaron las lágrimas. No escuché lo siguiente que dijo el cobarde de Martín, pero alguien dijo que una imagen vale más que mil palabras. Le dió un guantazo. Ahora la rabia la sentía yo por dentro. Salté.-No la toques cabr...-Me miró con un piedra en la mano. Sus ojos transmitían odio.
En aquel momento sólo pensé una cosa; MATARLO.